Deportes

Brahim remonta y enamora

El Milan conquista el pase a los dieciseisavos de Europa League de la manera más inesperada, sufriendo mucho con el Celtic y, al final, celebrando la clasificación con una gran remontada. Pioli, que volvía tras su negativo en covid, hizo rotaciones estrenando un nuevo tridente, con Castillejo, Rebic y Hauge. En los primeros 15 minutos, sin embargo, los suyos prácticamente desaparecieron del verde.

El Celtic, ya eliminado, tenía como única motivación su orgullo ante un grande de Europa, y ese fue suficiente para dominar en el arranque del choque. Un mal entendido entre Donnarumma y Krunic propició el 1-0 de Rogic, y poco después Edouard volvió a batir al guardameta con una vaselina, a pase de Christie.

Calhanoglu cambió el rumbo del partido en el 24′, con un potente lanzamiento de falta en el palo de Barkas, y dos minutos después Castillejo, tras una jugada entre el turco, Theo y Rebic, puso las tablas. Los italianos perdieron por lesión a Kjaer (una noticia terrible, considerando su rendimiento), pero en el comienzo de la segunda parte pusieron el enfrentamiento cuesta abajo.

Hauge volvió a demostrar su calidad conduciendo el balón desde la derecha, buscando el centro del área deshaciéndose de cuatro rivales y con un disparo perfecto firmó el 2-3. El noruego, en el tramo final del partido, protagonizó otra gran jugada para el revulsivo Brahim Diaz, que con una preciosa vaselina remató la faena y sumó su cuarta diana desde que llegó a Italia. Mientras, llegó la noticia del triunfo del Lille sobre el Sparta Praga y fue la guinda del pastel: los milanisti, a pesar de una noche loca, sellaron el pase con una jornada de antelación.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba