Viajes

Cinco cosas (al menos) que ver en la sevillana Santiponce

Santiponce está a solo 7 kilómetros de Sevilla. De modo que es ya una localidad dormitorio de la capital. Y sin embargo, conserva su carácter de pueblo agrícola. Perteneciente a la comarca del Aljarafe, su actual asentamiento data de 1595, año en que se abandonó el anterior, próximo al río, por las frecuentes inundaciones.

Si estamos pasando unos días en la capital andaluza, merece mucho la pena acercarse a Santiponce. Porque, efectivamente, este municipio sevillano tiene para muchos otro nombre: Itálica.

Aquí, en Santiponce, se encuentran los restos de la antigua ciudad romana de Itálica, fundada por el general Escipión en el siglo III a.C. Fue una de las ciudades españolas más importantes de la época y dio al Imperio Romano dos emperadores: Adriano y Trajano.

Se distinguen dos zonas: la Vetus Urbs (ciudad vieja), que se encuentra bajo el casco urbano de Santiponce, y la Nova Urbs (ciudad nueva) creada por Adriano como ampliación de la existente. La zona abierta al público incluye parte del barrio construido por Adriano, un teatro (en la imagen inferior) situado en la ciudad vieja y un parque moderno en torno al anfiteatro, uno de los mayores del imperio romano, con capacidad para 25.000 espectadores.

Las ruinas de la antigua ciudad romana son monumento nacional desde 1912 y ahora se intenta que la Unesco las incluya en su lista de Patrimonio Mundial.

Tiene lugar en el anfiteatro romano de Itálica el primer sábado de la Cuaresma. Guarda cierta similitud con el vía crucis de Roma, que pasa por el Coliseo, en homenaje a los cristianos martirizados antes de la adopción del cristianismo por el Imperio romano.

De estilo gótico, fue fundado por Alonso Pérez de Guzmán en el siglo XIV para los monjes cistercienses. Se construyó sobre una ermita mozárabe, que según la tradición fue donde estuvo enterrado San Isidoro hasta su traslado a la Colegiata de León en 1063. Fue ocupado por los monjes Jerónimos hasta la desamortización de Mendizábal.

El monasterio está formado por dos iglesias góticas y dos claustros de estilo mudéjar. Están representados todos los estilos artísticos. El conjunto se completa con el Claustro de los muertos y el de los Evangelistas, la Sacristía y la Sala Capitular (ambas decoradas a imitación de El Escorial), el refectorio, Claustro Gótico y la Torre Barroca.

Se encuentra junto al teatro romano y posee una amplia superficie expositiva, distribuida en una planta baja, que presenta espacios fragmentados, y una planta alta con tres salas para exposiciones temporales. Se exponen piezas arqueológicas y artísticas ligadas a la historia del municipio. Este museo recibe su nombre del orfebre Fernando Marmolejo Camargo, que realizó donaciones a la entidad.

Sin tener grandes tesoros, un paseo por la zona antigua de Santiponce puede valer para conocer la Plaza de la Constitución, adornada con columnas y estatuas romanas. Encontramos aquí el Cotidiana Vitae, centro de temático de la vida cotidiana en Roma. Desde esta plaza parte la calle Real, donde podemos ver el antiguo Ayuntamiento, un edificio de interés histórico.

Apúntate a la newsletter de ’20deviaje’ y recibe en tu correo una selección de propuestas para viajar y descubrir la geografía española.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba