Deportes

El Barça asegura el Clásico

El Barça estará en la final ante el Real Madrid tras una semifinal contra Baskonia que se presumía plácida, pero que se les complicó en el último cuarto. Los de Ivanovic salieron bien al partido, pero poco a poco fueron perdiendo fuelle ante el acierto y la defensa del Barça. Un dominio aplastante del rebote y la participación de las estrellas azulgranas (Higgins, Mirotic y Abrines) llevaron la ventaja hasta los 20 puntos antes de hacer aguas en el último cuarto. Un parcial brillante de Baskonia (2-16) llegó a situarles a seis puntos, pero el Barça aguantó la embestida.

Henry se disfrazó de Brizuela en los primeros minutos en los que el Barça temió revivir la pesadilla que vivió en cuartos ante Unicaja: canastas fáciles, mucho protagonismo del base rival y demasiadas pérdidas. La diferencia con el viernes fue que el Barça, en ataque, sí acertó. Mirotic sostuvo a los suyos con los primers puntos hasta que Kuric puso por delante a los azulgranas (13-12).

De hecho, ahí se acabó el festival anotador de ambos, pues el Barça endureció mucho su defensa. Mejoraron ese aspecto con Bolmaro en pista, clavando a Baskonia en los 12 puntos, siendo los de Vitoria incapaces de anotar en estático durante el resto del cuarto (15-12). El control del rebote, del Barça, acabó de decantar la balanza del lado azulgrana. Los cogió hasta Kuric.

Con un Henry absolutamente protagonista en ataque (12 tiros en 15 minutos), Baskonia sufrió mucho para anotar. Bolmaro le cubrió bien, y los compañeros no ayudaron: los de Ivanovic estuvieron demasiado estáticos. Un triple de Abrines, a 5 para el descanso, abrió la ventaja hasta los siete puntos (24-17). Dos triples de Mirotic y otro de Higgins (los tres consecutivos) la aumentaron hasta los 10. Los triples de Baskonia, con Polonara de protagonista, no entraron. Al descanso, 38-27.

Arrancó el tercer cuarto con un parcial de 6-0 que pudo decantar el choque para el Barça, pero dos triples de Baskonia, uno con tiro libre adicional, volvieron a situar la distancia en 10 puntos (44-34). La defensa baskonista recuperó tres balones seguidos (dos los perdió Mirotic) pero siguieron sin estar acertados en el tiro exterior (3 de 14 en triples). El Barça, que pudo correr, siguió abriendo la brecha en el marcador (52-35).

Los azulgranas, pese a dominar el rebote, siguieron sin romper el partido y un parcial de 0-5 acercó otra vez a Baskonia. Pero Abrines, acertadísimo, y Higgins con penetraciones marca de la casa cerraron el penúltimo asalto con la máxima diferencia para el Barça (64-47).

Llegó Baskonia a reducir la distancia hasta los 9 puntos, obligando a Jasikevicius a dar entrada a Mirotic y Calathes para asegurar el partido, tras un parcial de 2-13. No funcionó, Vildoza anotó de tres y el Barça paró el partido con 69-63 en el marcador a poco menos de cinco minutos para el final. La aportación de Jekiri, sobre todo en defensa, fue clave en la remontada. El Barça, clavado en 69 puntos, tiró por la borda casi toda la ventaja que había ganado durante el encuentro. Sin embargo, la renta ganada fue suficiente.

Baskonia entró al último minuto con pocas opciones en el partido (75-66) en gran medida porque los pesos pesados del Barça no fallaron desde el tiro libre. Westermann acabó de sentenciar el choque con una canasta clave, que elevó el tanteo del Barça hasta el 77-68 final.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba