Economía

El Gobierno actualiza el martes el cuadro macro y el techo de gasto, que será como en 2021

El Gobierno se prepara ya para empezar a recibir una cascada de cifras económicas positivas. Para empezar, esta semana se conocerán los datos de la Encuesta de Población Activa y del PIB del segundo trimestre y, a partir de ahí, todas las cifras de crecimiento estarán rozando máximos históricos. A la buena evolución de la reapertura económica se suma el inicio de la llegada de los fondos europeos que deberían dar un impulso adicional a la recuperación.

En este contexto, el Gobierno quiere aprovechar la inercia para aprobar un nuevo techo de gasto histórico de cara al año 2022 y también actualizará sus previsiones económicas al rebufo de los indicadores publicados. Lo hará todo este martes, según han informado a este periódico fuentes del Ejecutivo.

Javier G. Jorrín

En las últimas semanas, diversas casas de análisis, públicas y privadas, han mejorado sus previsiones económicas para España. Una de las más relevantes ha sido la de Funcas, una de las casas de análisis de referencia en España, ha elevado en tres décimas su previsión, hasta el 6,3%. También el Panel de Funcas, que recopila las estimaciones de 20 casas de análisis, ha elevado su previsión en dos décimas, hasta el 6,1%. Y BBVA también ha mejorado su estimación en una décima, al 6,5%.

[Consulte aquí los principales indicadores económicos]

Para el Gobierno, el problema es que ya tenía una previsión de crecimiento más ambiciosa que el resto de analistas, del 6,5%. Esto implica que tiene poco margen de maniobra para elevar sus estimaciones sin alejarse mucho del consenso. La gran diferencia en las estimaciones del Ministerio de Economía respecto del resto está en la ejecución de los fondos europeos, ya que el ministerio considera que se van a completar los 27.000 millones presupuestados, lo que tendrá un impacto notable en el ritmo de crecimiento. Las casas de análisis, por el contrario, tienen muchas dudas sobre la capacidad de ejecución de estos fondos en la recta final del año y la mayoría ya pasan a 2022 el impacto de estos fondos sobre el PIB.

El margen que tiene el Gobierno para elevar sus estimaciones se centra, principalmente, en el consumo de los hogares, que ha mostrado un dinamismo inesperado desde el final del estado de alarma. El cuadro macroeconómico actual del ministerio contempla un crecimiento del consumo privado del 7,3%, por debajo del 7,5% de BBVA y del 7,6% de Funcas.

Está por ver qué ocurre también con el PIB nominal, ya que la subida de los precios implica que el PIB a precios corrientes crezca más rápido que el total de bienes y servicios producidos. El cuadro ‘macro’ del Gobierno contempla un deflactor del PIB de 1,3 puntos, que ya estaría en línea con las estimaciones de Funcas y de BBVA Research. Pero que, en cualquier caso, podría sufrir alguna modificación.

Carlos Sánchez

En cuanto al techo de gasto para 2022, el Ejecutivo aprobará una cuantía muy similar a la del año 2021, explican fuentes del Ejecutivo, y eso a pesar de que en el próximo año desaparecerán la mayoría de las medidas extraordinarias de protección de rentas puestas en marcha por la pandemia. Por ejemplo, el gasto en los ERTE o el cese de actividad de los autónomos desaparecerá o se reducirá drásticamente el próximo año. Sin embargo, se incorporarán los fondos europeos que empezarán a llegar, de forma masiva, a partir de finales de este año.

Además hay otro factor relevante, el acuerdo entre la Seguridad Social y Hacienda para acelerar el traslado de los ‘gastos impropios’ hacia los Presupuestos Generales del Estado. Esto está incluido en el pacto alcanzado con los agentes sociales para la reforma de las pensiones y entrará en el Congreso a la vuelta de las vacaciones de verano. Esto significa que el Estado asumirá ya en 2022 el grueso del déficit de la Seguridad Social y esta transferencia se contabilizará también dentro del techo de gasto.

De esta forma, gracias a la ayuda europea, el Gobierno podrá aprobar un techo de gasto muy similar al de este año, levemente superior para conseguir el golpe de efecto de una mejoría que escenifique la política expansiva. Marcará así un nuevo récord para España. En 2021 el techo de gasto subió un 53% hasta los 196.000 millones de euros.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba