Noticias locales

El PP se lanza a la campaña confiado en la victoria de Ayuso: “El 4-M empieza el estado de alarma para el PSOE”

El PP de Madrid ha arrancado este sábado la campaña de la presidenta de la Comunidad y candidata del PP, Isabel Díaz Ayuso, ofreciendo gestión y reivindicándose como la alternativa al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

Arropando a Ayuso han estado el presidente del PP, Pablo Casado; el alcalde de Madrid y portavoz nacional de la formación, José Luis Martínez-Almeida, y el presidente del PP de Madrid y expresidente del Senado, Pío García-Escudero.

El acto de apertura se ha celebrado en la Plaza Salvador Dalí, en el barrio de Salamanca, el principal feudo de los populares en la capital. Así, cumpliendo las medidas Covid, el PP ha colocado a sus candidatos y cargos en sillas con distancia de seguridad y ha vallado parte del emplazamiento.

Los ciudadanos se han situado al borde de la plaza, en las terrazas y balcones. Se trata de una imagen muy diferente a la vivida en la campaña de 2019, cuando unos desconocidos Ayuso y Almeida apenas llenaron el Templo de Debod.

El escenario es ahora otro. Todas las encuestas apuntan a una victoria de la ‘popular’ que ha hecho en estos dos años bandera de su gobierno la “libertad”. Así, Ayuso ha apostado por las bajadas de impuestos, la defensa de la educación concertada, la colaboración público-privada y, tras la llegada de la pandemia, ha rechazado los cierres de la hostelería y el comercio no esencial, en una apuesta por “conjugar salud y economía”.

Pablo Casado ha pedido apoyo para la presidenta madrileña y candidata a la reelección con el objetivo de que el PP pueda llegar pronto al Palacio de la Moncloa. De hecho, ha recalcado que el 4 de mayo “empieza el estado de alarma para el Partido Socialista” porque va a entrar en “pánico”.

Así se ha pronunciado en la tradicional pegada de carteles con la que arranca oficialmente la campaña electoral. Tras subrayar que el PP concurre a las elecciones con una “candidatura de unión” y que “merece la pena”, ha avisado que “no solo están hablando del Gobierno de Madrid” sino de qué España se quiere. Y en este punto, ha afirmado que si ganan las elecciones “uniéndose el centro y la derecha” y pueden gobernar “con las manos libres”, “ese mensaje luego se podrá repicar a nivel nacional”.

Casado ha acusado al jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, de haber “ninguneado a su candidato”, el socialista Ángel Gabilondo, “opacándole en todas las actividades, incluso desde Angola y Senegal”, e “imponiéndole a sus ministros”, en alusión al fichaje por el PSOE madrileño de la titular de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto.

Tras asegurar que hay que pensar en lo que “se juegan” el 4 de mayo, el presidente del PP ha pedido el voto también para los socialistas descontentos a los que “no les gusta el sanchismo” y que incluso en su día votaron “a Felipe, a Leguina o a Rubalcaba”.

De hecho, ha preguntado a los votantes socialdemócratas si se sienten identificados con Pedro Sánchez, que acerca cada semana a etarras a cárceles cercanas del País Vasco, va a “indultar a los presos del procés entre junio y julio”, va a “subir los impuestos en 90.000 millones de euros”, no permite a los padres “elegir la educación de sus hijos” y dice que se puede “ocupar una vivienda y luego empadronarse como si fuera su casa”.

“Estoy convencido de que no y aquí tenéis vuestra casa porque este es un proyecto integrador, moderado, transversal, reformista, liberal, de futuro, de esperanza, de ilusión y ganador. Está a vuestro servicio”, ha dicho.

Casado, que ha recalcado que el PP concurre con un “magnífico equipo ganador”, ha dado en especial las gracias a Toni Cantó y Agustín Conde por “seguir en la gran casa del centro derecha”, después de que el Tribunal Constitucional les haya dejado fuera de la lista gracias al voto de calidad del presidente de este órgano.

Además, ha puesto en valor la gestión del PP, que se traduce en “no freír a impuestos a los ciudadanos” y poder elegir colegio o médico. Además, y ante el debate abierto con las vacunas, ha subrayado que en Madrid no se están poniendo más vacunas porque no le llegan suficientes, ya que, según ha dicho, la distribución depende del Gobierno de España.

Ante la consolidación de Almeida y Ayuso, a los que Casado designó candidatos en enero de 2019 contra todo pronóstico, el líder del PP ha admitido públicamente “cómo han cambiado las cosas en dos años”. “La candidata a la Comunidad de Madrid por el PP es una mujer que merece la pena”, ha proclamado.

Además, ha repasado su historia de amistad con Ayuso desde hace 20 años y ha destacado que su padre “estaría tremendamente orgulloso de ver a lo que has llegado” porque “la quiere todo el mundo”. “La han atacado, no han podido con ella y no van a poder con ella porque eres la mejor y porque Madrid merece una presidenta como tú”, ha aseverado.

Casado ha querido animar a los asistentes y, con humor, ha señalado que Almeida, el “soltero de oro de España”, celebra este sábado su cumpleaños “confesando” en una entrevista que “ahora por fin le paran las chicas de su edad”. “Aquí tienes toda una plaza para intentar arrancar bien la campaña con una buena novia, alcalde”, ha proclamado, con risas y aplausos de los asistentes.

La presidenta madrileña ha reivindicado su gestión frente al “no se puede” del Gobierno de Sánchez. “En Madrid después de un día sufriendo nos podemos ir a una terraza a tomarnos una cerveza y vernos con los nuestros, con nuestros amigos, con nuestra familia, a la madrileña; y elegimos dónde, a qué hora y con quién. Madrid se le escapa al Gobierno porque la libertad se escapa al socialismo y no digamos al comunismo”, ha clamado.

La ‘popular’ ha defendido que Madrid ha ido “contra el virus”, gracias a la “responsabilidad” de sus ciudadanos, frente a la “inutilidad” del Ejecutivo central. “Cada día oigo: qué suerte tengo de vivir en Madrid y no estar pasando lo que pasan otros”, ha señalado.

Así, ha mandado un mensaje a Pedro Sánchez, al que considera su verdadero contrincante, a quien ha invitado a marcharse de La Moncloa cuando el PSOE saque los peores resultados de su historia. “Ante la mayor participación que se recuerda en la Comunidad de Madrid, ante esa participación histórica a lo mejor España me debe tres”, ha concluido.

El primero en tomar la palabra ha sido el presidente del PP de Madrid, Pío García Escudero, quien ha presumido de los cerca de 90.000 que tiene la formación en la región, de los que ha puesto en valor que constituyen “prácticamente un ejército”.

A todos ellos, que “cuando se ilusionan se levantan, se ponen de pie y no hay quien los pare”, ha pedido “quince días de trabajo, quince días de ilusión, quince días de recorrer toda la Comunidad de norte a sur”.

Ha defendido que el próximo 4 de mayo “es importantísimo ir a votar”, porque está en juego “el futuro de la Comunidad de Madrid” e Isabel Díaz Ayuso “tiene que ser presidenta”.

Coincidiendo con el día de su 46 cumpleaños, el portavoz nacional del PP y alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida, ha prometido a Casado que tanto él como Díaz Ayuso lo llevarán hasta La Moncloa, por lo que ha llamado a conseguir “la mayoría más amplia” para que la candidata ‘popular’ pueda “seguir generando esas políticas de estabilidad y progreso”.

“Madrid necesita una presidenta con pulso firme, con políticas que los madrileños reconocen desde hace 25 años, que son las del PP; la de los impuestos bajos, libertad para elegir centro educativo, centro sanitario… Y aquí se viene a vivir para que a uno lo dejen en paz, y es lo que queremos”, ha apuntado a continuación.

Mostrar más
Botón volver arriba