Vivienda

Los ‘cazagangas’ acechan el mercado en busca de chollos entre los pisos en venta

El mercado residencial español, al igual que el resto de la economía se ha visto duramente sacudido por la crisis sanitaria desencadenada por el coronavirus. La venta de casas se ha paralizado, mientras que la previsión en cuanto a precios es que, dependiendo de la zona y de la ubicación, se registren descensos en torno al 6%. Todos los expertos aseguran que la segunda mano se verá especialmente castigada, mientras que la obra nueva será capaz de capear mejor el temporal.

En este contexto, ante un futuro económico incierto, como sucede tradicionalmente, saltan a la palestra los cazadores de gangas, que han comenzado a salir de nuevo de su escondite en busca de posibles chollos entre los miles de viviendas actualmente a la venta en España.

«La crisis provocada por el covid-19 está ya animando a inversores y ahorradores a buscar oportunidades en el mercado inmobiliario. Las crisis siempre son fuente de oportunidades, y esto es lo que han debido pensar muchos inversores que ya analizan a diario el sector en busca de oportunidades», asegura Jesús Duque, vicepresidente de Alfa Inmobiliaria, que ha analizado las visitas a su web corporativa en estas seis semanas de confinamiento.

Las crisis siempre son fuente de oportunidades, y esto es lo que han debido pensar muchos inversores que ya analizan a diario el sector

En opinión de este experto, «antes de que la economía mundial se tambaleara a causa de esta pandemia, la vivienda en España rozaba precios máximos y dejaba de resultar atractiva como inversión», pero una situación como la actual ha provocado que buena parte de esos inversores estén analizando de nuevo con lupa el mercado en busca de oportunidades.

«La oferta inmobiliaria existente más la que ahora saldrá al mercado proveniente de personas que buscan liquidez y/o reducir gastos -segundas viviendas, pisos provenientes de herencias, etc.- unida al previsible deterioro del mercado de trabajo, hacen prever una caída de los precios». Es decir, como ya sucedió tras la crisis de 2008, buena parte de los vendedores saldrán al mercado por necesidad, lo que, la igual que sucedió entonces, favorecerá la baja de precios en este tipo de activos.

No obstante, según Duque, “aún es pronto para hablar de porcentajes. De hecho, no esperamos que las rebajas lleguen antes del mes de junio. Lo que sí está claro es que hoy los “gangistas” lo tienen algo más fácil que hace dos meses», reconoce.

«El inversor puro que solo busca rentabilidad, busca la ganga, busca activos con un descuento del 50% para comprar con liquidez de manera inmediata», explica a El Confidencial Bernd Dellwing, director de Engel & Volkers en Marbella. «No es lo habitual, pero se está cerrando alguna operación ya hay gente que necesita liquidez. En Marbella, por ejemplo, es un grupo pequeño, pero existe».

No hay una avalancha de rebajas

Por el momento, y aunque se sigue produciendo un goteo de rebajas en los precios que ya venía produciéndose antes de la crisis, los expertos tampoco creen que se vaya a producir una avalancha de rebajas. De hecho, Jesús Duque asegura que no se han planteado recomendar ahora mismo a ninguno de sus clientes bajar los precios “porque, ahora mismo, no hay mercado. Lo que ha ocurrido es único. Es un shock simultáneo de oferta y demanda. Al no haber visitas, aunque haya viviendas no hay nada”.

Lo que sí reconoce es el interés de muchos de sus clientes vendedores por saber si cuál es su opinión sobre una bajada de precios y de qué porcentaje se estaría hablando. «En menos de seis semanas el mercado ha pasado a ser del comprador», asegura este experto. Es decir, como hace una década, es el comprador quien parece tener de nuevo la sartén por el mango en las negociaciones. Así lo reconoce Bernd Dellwing. «En la Costa del Sol, aunque oficialmente no se ha producido una corrección de los precios, lo cierto es que sí se estaban negociando a la baja los precios de venta antes de la crisis«.

Los próximos meses sean un buen momento para encontrar ofertas, pero no gangas

En cualquier caso, desde Alfa Inmobiliaria esperan que los próximos meses sean un buen momento para encontrar ofertas, pero no gangas. «Las habrá de forma muy puntual, las derivadas de propietarios que tengan la necesidad urgente de vender pero pensamos que las bajadas nunca serán superiores al 10% o 15%, en función de las zonas, si bien en este sentido también esperamos cambios en las preferencias de los españoles”.

La agencias y portales inmobiliarios ya venían recogiendo rebajas de precios, una tendencia que no se ha acentuado, al menos por el momento ya que, por lo que se refiere al segmento de segunda mano, el mercado está totalmente paralizado ya que quien quiere vender no puede enseñar su vivienda. En este sentido, insisten los expertos, es necesario esperar a que se levante el estado de alarma y la gente pueda volver a salir a la calle con cierta normalidad.

De hecho, la última previsión de Alfa Inmobiliaria está relacionada con las fechas. «Aún no sabemos qué nos encontraremos al final de este confinamiento. Estamos todos observando qué cambios aparecen a nuestro alrededor. Y el verano no ayudará a darle un impulso al sector”, añade Duque.

Cuesta vender casa: portales y agencias recogen los primeros ajustes de precios

E. Sanz

Desde hace meses se observa este desencuentro entre las expectativas de quien quiere vender y las de quien quiere comprar

«Mi presentimiento, tras 25 años de experiencia en el sector, es que el último trimestre del año será frenético. El efecto fin de año es siempre de enorme actividad para el sector, y probablemente sea el momento de realizar gran parte de las operaciones que en los tres primeros trimestres del año se han ido posponiendo. España no ha perdido con esta crisis ninguno de sus grandes atractivos. Estamos viviendo un parón a nivel mundial que nos obligará a revisar muchas cuestiones pero creo que la necesidad de tener una vivienda -ya sea en propiedad o de alquiler- y nuestro clima y estilo de vida seguirán inalterables. Tan solo queda tener algo de paciencia y prepararnos para tener un fin de año que nos haga enjugar las pérdidas actuales”, concluye el directivo de Alfa Inmobiliaria.

Por otro lado, no parece que las únicas oportunidades de inversión vayan a centrarse solamente en el segmento residencial. Al igual que sucedió en la última crisis, los inversores buscarán oportunidades en todos los segmentos. Así lo aseguraba recientemente Mikel Echavarren, consejero delegado de Colliers International.

«Los inversores institucionales están intentando cerrar operaciones muy adelantadas y esperando a ver cómo evoluciona la situación en los próximos tres o cuatro meses. Afortunadamente, tienen munición suficiente para comenzar a moverse de nuevo una vez pase esta crisis sanitaria y para aprovechar oportunidades de inversión, ya que los riesgos han aumentado y eso debería incidir en los precios».

Y son este tipo de operaciones las que podrían animar las inversiones en los próximos meses. «Estas situaciones extraordinarias como la que vivimos generan muchas oportunidades en el mercado, pero necesitan de un tiempo de maduración para que salgan al mercado, y esto genera un parón ​en las operaciones en curso por la expectación de futuras oportunidades más interesantes que las actuales», apuntaba Pedro Barrera, director de retail de esta consultora.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar