Economía

Octubre cerrará con otro récord en el recibo de la luz pese a las medidas del Gobierno

Era la gran prueba de fuego y ha resultado un fracaso. Si en septiembre el real decreto del Gobierno para abaratar la luz no sirvió para evitar que la factura batiese su récord histórico, en octubre ha vuelto a ocurrir lo mismo. Con una diferencia: el mes pasado las medidas solo estuvieron un vigor la mitad del tiempo —desde el 16 de septiembre—, mientras que en el que se cerrará este domingo su efecto abarca el conjunto del mes.

Ni siquiera así el Ejecutivo de Pedro Sánchez ha podido detener la ola inflacionista de la energía. El recibo que pagan los más 10 millones de españoles acogidos a la factura regulada alcanzará un nuevo máximo: los altos precios de la luz en el mercado mayorista, por encima de los 200 euros/megavatio hora durante la mayor parte del mes, convierten en insuficiente cualquier medida. Mientras el gas no baje —algo que solo ha empezado a ocurrir desde este jueves, tras el mensaje de tranquilidad lanzado por la Rusia de Vladimir Putin—, la luz se mantendrá por las nubes.

Fernando H. Valls

A falta de solo dos días para que finalice el mes, los datos del simulador de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) recogidos por EFE indican que la factura se ha disparado un 16,5% respecto a septiembre, hasta alcanzar una media de 86.35 euros (12,22 más). El importe es un 67,7% superior al registrado el año pasado y aleja cada vez más la promesa de Sánchez de que los españoles acabarán pagando en 2021 por la luz menos de lo que lo hicieron en 2018.

Un consumidor tipo acogido a la tarifa regulada o PVPC —con una potencia contratada de 4,4 kilovatios y un consumo mensual de 250 kilovatios hora (KWh) al mes— pagará 34,88 euros más que el octubre de 2020, un momento marcado por la pandemia y el abaratamiento de la electricidad en el mercado mayorista. Incluso respecto a la factura del mismo mes de 2019, en que el importe medio fue de 55,33 euros, los españoles abonarán 31,02 euros más (un 56%).

Marcos Lema

El precio de la luz en el mercado mayorista, donde los productores casan sus ofertas para el día siguiente y se fijan los precios para cada hora de ese día, tiene un peso de en torno al 24% en el recibo de los consumidores acogidos a la tarifa regulada. Un porcentaje similar se lo llevan los impuestos, mientras que los cargos y peajes del sistema representan algo más de la mitad. Pese a compartir mercado con España, los ciudadanos portugueses apenas han visto incrementadas sus tarifas, gracias a la espectacular disminución de estos últimos.

Tras batir todos los récords en octubre, la electricidad se abarató casi un 30% este viernes, hasta situarse en 124 euros, gracias al descenso del 12,9% en los precios del gas en el mercado ibérico. Se trata de unos niveles similares a los de finales de verano, pero que siguen estando muy por encima de la media de los últimos años.Los alrededor de 17 millones que están en el mercado libre, que pagan los precios que ponen las compañías con las que contratan el suministro, no se ven afectados por estas oscilaciones, pero tampoco se benefician de los descensos, como ocurrió el año pasado.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba