Viajes

Serrana y madrileña: seis cosas que ver en Buitrago de Lozoya

Muy cerca de la capital, en la Sierra Norte de la Comunidad de Madrid, está Buitrago del Lozoya. Es un pueblo de recinto amurallado y aspecto medieval. A una altitud de 974 metros sobre el nivel del mar, esta localidad es una escapada más que lógica si uno quiere huir del bullicio de Madrid.

Buitrago de Lozoya es Conjunto Histórico-Artístico y Bien de Interés Cultural gracias a su espectacular recinto amurallado que rodea el casco histórico.

Su recinto amurallado es de la época musulmana, construidas en el siglo XI, pero sufrieron actualizaciones y remodelaciones continuas durante 400 años. Su recorrido es de más 800 metros desde el adarve bajo al adarve alto. Según Turismo de Madrid, la muralla es la “mejor conservada” de la Comunidad de Madrid.

El Castillo o Alcázar es gótico-mudejar y fue residencia del Marqués de Santillana. Su construcción en ladrillo y mampostería, propia de la arquitectura mudéjar, data del siglo XV. Tiene planta rectangular, 7 torres y un patio de armas central. Aquí habitó Juana la Beltraneja, famosa por la Guerra Civil que mantuvo con su tía Isabel la Católica. Cada verano sirve de escenario del Festival Marqués de Santillana de música clásica y antigua.

Sorprende, pero sí, Buitrago tiene un interesante museo con obras del genial artista malagueño. Reúne las piezas que donó al pueblo el que fuera peluquero e íntimo amigo de Picasso, Eugenio Arias Herranz, hijo natural de la localidad. Se trata de una colección de 60 obras del genial artista, casi todas con una dedicatoria especial para su amigo. Cerámicas, grabados, bocetos y un pirograbado, todo con abundancia de motivos taurino, pasión que compartían el pintor y su amigo.

Es el Puente del Arrabal, pero es más conocido como Puente Viejo. Se erige sobre el río Lozoya y comunica el recinto amurallado con el antiguo arrabal. Está si duda deteriorado, pero conserva en perfecto estado su vano central de medio punto y algunos arcos.

Fue concluida en el año 1321 y consta de una sola nave, de planta y alzados góticos. La entrada principal es de estilo gótico flamígero. La torre, de gran altura y esbeltez, es un bello ejemplar del estilo mudéjar. Del edificio original se mantienen los muros exteriores, la portada y la torre mudéjar.

Esta interesante casa de campo para recreo de los duques del Infantado se encuentra a unos dos kilómetros de Buitrago, dentro de la finca de “El Bosque”. Fue construida a principios del siglo XVII tomando como modelo las villas italianas de Palladio. Pese al evidente interés que ofrece su arquitectura se halla actualmente en estado ruinoso.

Apúntate a la newsletter de ’20deviaje’ y recibe en tu correo una selección de propuestas para viajar y descubrir la geografía española.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba