Deportes

Tarde de goles y regalos

La felicidad va por barrios, se suele decir. Puede que también la intensidad, los errores. Y es que todo lo mal que estuvo el FC Cartagena hace una semana en Las Palmas, lo copió la UD Ibiza en su visita a la ciudad portuaria. En menos de cuarto de hora el equipo de Juan Carlos Carcedo tiró por la borda toda la preparación que hizo durante la semana. Lo hizo con errores groseros de su defensa ante un adversario que cuenta con jugadores decisivos de cara a la portería rival.

El FC Cartagena llegaba obligado a cambiar la imagen que dio en el Gran Canaria para no meterse en más problemas. Carrión estaba señalado, el técnico lo sabía. En su once, donde anunció la titularidad de Vázquez, la presencia de Pablo De Blasis en el centro del campo junto a Bodiger fue otra de las novedades. El objetivo era, además del triunfo, mostrar otra cara. Lo consiguió.

A los dos minutos los locales ya pudieron aprovecharse de la fragilidad defensiva que mostró su oponente. En una falta botada por De Blasis, Silva remató al palo ante la pasividad de los zagueros y una mala salida de Germán. El rechace lo sacó Cifuentes. La respuesta visitante fue positiva, con un par de aproximaciones desde la izquierda que no encontraron rematador. Los albinegros volvían a crear peligro a balón parado, con un cabezazo de Bodiger que se marchó alto. Volvió a contestar el equipo ibicenco, con su oportunidad más clara: Lara, en el segundo palo, mandó fuera un centro de Castel.

Los regalos, en cascada

En el 22’ se comenzó a ponerse de cara el partido para los albinegros. Fallo en el despeje de Herrera y su compañero Escobar, en su intento de arreglarlo, se llevó por delante a Dauda. El colegiado pitó primero falta, pero después señaló el punto de penalti al ser corregido por el VAR. Castro, al que Germán adivinó el sitio por el que iba a lanzar, no desaprovechó la pena máxima.

El 2-0 de Dauda será recordado por la potencia del chut del ghanés, pero viene de una pérdida, no la primera, de Molina. El mediocentro estuvo lento y por detrás Delmás le robó la cartera. El lateral cedió a Dauda y el extremo, desde muy lejos, mandó el esférico al fondo de la red. Los de Carrión vivían tranquilos, estaban cómodos y cada acercamiento suyo creaba peligro. Delmás pudo hacer el 3-0 de cabeza, pero se marchó desviado. Pero no tardó mucho en llegar el tercero. Castro, muy listo, le ganó la partida a Gálvez, que había salido a arreglar el desaguisado, y fue derribado. Tras consulta al VAR, penalti. El ariete canario repitió el sitio ante Germán.

Antes de ir a vestuarios, Dauda tuvo el 4-0. Gran contra de Cayarga, pase magistral a Castro y el ariete la deja muerta al extremo, cuyo chut sacó Germán con una gran intervención.

A placer

El FC Cartagena se gustó en la segunda mitad. Todo el sufrimiento de la semana se esfumó, porque la UD Ibiza estaba entregada. En un cuarto de hora, dos goles y no llegaron más porque los de Carrión levantaron el pie. El cuarto de los albinegros lo hizo Okazaki, que se estrenó como goleador en la presente temporada. El japonés remató un centro medido de Cayarga.

Si el gol de Dauda apuntaba al mejor de la tarde, Delmás lo puso en duda con el suyo. El lateral merecía la recompensa del tanto por su gran partido y la tuvo. Con la zaga celeste rendida, cambio de juego de Pablo De Blasis, la baja Castro con total tranquilidad y se la deja perfecta a Delmás, que con un fuerte disparo hizo el definitivo 5-0.

Ya sólo quedaba ver si el FC Cartagena igualaba el 6-0 que le hizo a la UD Ibiza en su anterior visita, en Segunda B, pero no lo consiguió. Nono maquilló el resultado con un tanto en la recta final.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba