Deportes

Un Lato más maduro pero con pocos minutos volverá a Mestalla

No es ningún secreto que la temporada de Antonio Latorre (Lato), está siendo complicada. Su cesión en el PSV Eindhoven no dio el resultado esperado y desde el minuto uno Van Bommel le cerró las puertas sin ni siquiera darle el beneficio de la duda y otorgarle una oportunidad –solo disputó dos partidos recién llegado al club en agosto-. Tras su ‘cambio’ de cesiones de Eindhoven a Pamplona, su periplo a las órdenes de Arrasate, quien le había comentado que iba a tener un rol participativo, se vio pospuesto por una lesión que le apartó del campo varias semanas. Y cuando por fin volvió a sentirse futbolista a principios de marzo partiendo desde el once en el Sánchez Pizjuán y calzándose las botas para jugar a fútbol seis meses después, la semana siguiente el COVID-19 y el parón del deporte llegó a nuestras vidas.

Pudiera parecer así que el curso 2019/2020 del canterano che ha tenido como único protagonista al color negro, sin embargo, como con todo en la vida ha habido más de un matiz que ha permitido arrojar algún rayo de luz a unos meses oscuros. En Holanda Lato se curtió, más allá de lo complicado que fue tener a un entrenador que le decía que entrenaba muy bien y que trabajaba de forma notable para después no darle ni un solo minuto, durante su vivencia allí el valenciano, como antes hicieran Silva o Pablo Hernández entre otros, salió de su zona de confort.

Ahora en Pamplona el lateral se ha llevado un nuevo golpe de realidad cuando por fin había entrado en la dinámica del conjunto de Arrasate. El lado positivo para el jugador es que si LaLiga se reanuda cuenta con la confianza de su actual técnico y que su entorno considera que no habrá problema para alargar la cesión más allá del 30 de junio hasta que acabe la temporada.

Pero independientemente de lo que ocurra en los once duelos restantes, el Valencia ya le ha comunicado al jugador que se cuenta con él de cara a la próxima temporada, algo bien visto por un Lato que ha crecido mentalmente estos meses y que se siente preparado para compartir posición con José Luís Gayà. Y aunque a priori volverá a Mestalla para asumir el mismo rol que dejó el año pasado, regresará con la esperanza de contar con más minutos, pues un año atrás en encuentros donde su equipo venció holgadamente -2-6 al Huesca, 3-0 al Villarreal, 3-0 al Rayo Vallecano-, él no se calzó las botas.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba