Viajes

Una de las calles más bonitas de España está dentro de esta bodega

Para muchos, Tío Pepe es sinónimo de la Puerta del Sol de Madrid y ese cartel luminoso que lleva ahí desde 1936. Para otros, es ante todo, un vino que se ha convertido en uno de los más populares en España, si no por consumo sí por imagen y fama internacional.

Pero además de todo eso, Tío Pepe es también una de las bodegas más bonitas del mundo. Al menos así lo destacaba recientemente la lista ‘The World’s Best Vineyards’, que situaba la bodega jerezana de González Byass en el puesto número nueve de todo el mundo.

Un enorme complejo situado en Jerez donde se combina la producción de los vinos y brandys de la compañía con el enoturismo, aprovechando el enorme interés histórico del lugar, así como el siempre espectacular sistema de criaderas y soleras que caracteriza a los vinos generosos del Marco de Jerez.

Y entre los atractivos del lugar, la calle Ciego. Situada en el entramado de edificios, almacenes y bodegas históricas se encuentra esta bonita travesía de casa blancas, y cubierta por una parra.

Y lo de bonita no es una forma de hablar, porque esta singular calle nunca falta en cualquier lista de las calles más bonitas de España. Aunque, en cierto modo, no sea propiamente una calle transitable, sino que se encuentra dentro de esta bodega y solo puede recorrerse como parte de la visita.

Una bodega que, por cierto, estrenó hace unos meses el que presume de ser el primer Sherry Hotel del mundo. Seguramente también el único en el que una copa de Tío Pepe acompaña al viajero mientras hace el check-in y una botella fría le espera en la habitación.

Este hotel boutique cuenta con 27 habitaciones y una preciosa terraza con piscina en la azotea. Todo ello, de nuevo, dentro de la bodega y con una localización y vistas insuperables, junto a la catedral de Jerez.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba